Noti - Denuncias: (3804) - 560150

Un trabajador municipal murió en Caracas y un estudiante perdió la vida en Táchira; mientras suman 31 las muertes por las protestas, la ministra de Defensa dijo que las fuerzas armadas no son represoras.

Un trabajador municipal murió en Caracas y un estudiante perdió la vida en el fronterizo estado de Táchira en incidentes relacionados con las protestas que desde hace más de un mes se registran enVenezuela contra el gobierno de Nicolás Maduro , informaron hoy las autoridades locales.

El alcalde del municipio caraqueño Distrito Libertador, el chavista Jorge Rodríguez, denunció que el trabajador de la corporación de servicios Francisco Rosendo Marín fue “asesinado por terroristas” en la urbanización Montalbán, en el oeste de Caracas, cuando despejaba una barricada.

“Francisco cumplía con su trabajo de mantener la paz cuando fue emboscado x las bestias. Los encontraremos aunque se escondan bajo las piedras”, afirmó Rodríguez.

Igualmente, en la ciudad de San Cristóbal, capital del estado occidental de Táchira, las autoridades confirmaron hoy la muerte del estudiante Anthony Rojas tras recibir un disparo presuntamente por parte de grupos armados que intentaban dispersar una protesta en el municipio.

Rojas, de 18 años, se encontraba anoche cerca de una barricada con un grupo de amigos cuando grupos armados en moto, supuestamente afines al chavismo y conocidos en el país como colectivos, abrieron fuego y le hicieron un disparo que le causó la muerte, dijo un portavoz del alcalde de San Cristóbal, el opositor Daniel Ceballos.

Desde que el 12 de febrero una marcha en Caracas terminó en incidentes que dejaron tres muertos, Venezuela ha sido escenario de manifestaciones diarias contra el Gobierno, algunas pacíficas y otras con finales violentos.

El balance oficial por parte de gobernadores opositores y organismos internacionales en Venezuela, es hasta ahora de 29 muertos y cientos de heridos, que el Gobierno endosa a la oposición, mientras sus adversarios denuncian excesos en la represión a las manifestaciones y acciones de los “colectivos”.

Bajas en la FFAA

La ministra de Defensa, la almirante Carmen Meléndez, rechazó hoy que en versiones de prensa y en las redes sociales se acuse de “represora” a la Fuerza Armada y acusó a los manifestantes de recibir órdenes del extranjero.

“No somos represores; la verdad siempre sale adelante. Con las pruebas daremos la cara, por eso tenemos que recopilar todas las pruebas”, dijo al saludar la creación de una comisión de la verdad que se instaló el martes sólo con diputados del oficialismo.

Señaló que en las protestas han muerto cuatro soldados de la Guardia Nacional (policía militarizada) y más de 70 resultaron heridos.

“Nos duelen las bajas, pero tenemos que seguir adelante en honor a los caídos. Tenemos que defender la patria de todos los agresores, que los tenemos aquí adentro. Vienen cumpliendo un plan injerencista que viene desde afuera”, alegó.

“Desde afuera son muy guapos mandando comunicados, haciendo llamados al comandante del Comando Estratégico Operacional (Vladimir Padrino), pero somos los que estamos en el país los que sabemos lo que pasa en la patria”, agregó. La jefa militar dijo que sólo quedan focos violentos en las regiones de Carabobo y Táchira.

“Nosotros fuimos formados para defender nuestra patria en contra de los violentos y los mercenarios. Cuando el comandante en jefe lo que pide es paz y diálogo todavía existen grupos violentos incendiando el país”, aseveró.

You may also like