ADMINISTRADOR BLOQUEADO

La Selección argentina masculina de rugby dio hoy un golpe mayúsculo al avanzar a semifinales de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 tras una heroica victoria por 19 a 14 frente a Sudáfrica, partido en el que jugó casi todo el tiempo con un jugador menos.

Fue un complicado inicio de encuentro para Los Pumas 7, que sufrieron un rápido try en contra y además la tarjeta roja para Gastón Revol, por un tacle desmedido, que lo dejó desconsolado y con lágrimas en los ojos en el banco de suplentes.

Marcos Moneta, con un gran sprint por el costado izquierdo, equilibró las acciones agregando una difícil conversión para el parcial 7-7. Y el mismo jugador, en la última jugada del primer tiempo, usó el pie de gran manera para dar vuelta el resultado, pese a tener un jugador menos.

En los primeros tres minutos del complemento, Los Pumas 7 lograron defender estoicamente e incluso dominar la posesión de la ovalada. El estallido de júbilo fue el tercer try, obra de Santiago Mare, a un solo minuto de terminar el encuentro ante los Sprinbooks, que habían ganado el grupo C con triunfos ajustados sobre Irlanda, Kenia y Estados Unidos.

A falta de pocos segundos, una infracción intencionada de Lautaro Bazán Vélez le dio el try penal a Sudáfrica, que en la última jugada tuvo dos jugadores de más en cancha.

Pero Los Pumas ganaron la salida y terminaron el partido envueltos en un abrazo que denotó la maravilla de carácter de un equipo que, en Río 2016, se había quedado con la espina tras finalizar en el sexto puesto.

Fuente: cadena3

You may also like