Noti - Denuncias: (3804) - 560150

Solicitará que el Gobierno nacional deje de descontarle el 15 por ciento de la coparticipación. Hay expectativas positivas sobre el recurso de amparo que se presentó ante el máximo tribunal. “Lo indignante es el atropello”, dijo el gobernador respecto del Ejecutivo.  Cumpliendo con lo pautado por la ley provincial que denunció el Pacto Fiscal de 1992, el Gobierno de Córdoba prepara otra denuncia ante la Corte Suprema de Justicia para que la Nación deje de retenerle el 15 por ciento de su coparticipación, fondos que van a engrosar la caja de la Administración Nacional de Seguridad Social. La razón es que este organismo hace 22 meses que no le envía un solo peso a la Provincia para solventar el déficit de la Caja de Jubilaciones, un compromiso basado en aquel pacto y que también cuestionan provincias como Santa Fe.

De la Sota. El gobernador José Manuel de la Sota le confirmó ayer a este diario que el fiscal de Estado, Jorge Córdoba, junto al asesor letrado Alberto García Lema están trabajando en la presentación, que se concretará en los próximos días.

“Solicitar que la Nación deje de descontarnos el 15 por ciento de la coparticipación es algo que está ordenado por una ley provincial. No hicimos antes la presentación, aguardando a que la Corte se expida sobre la medida cautelar. Pero en los próximos días iremos a pedir que nos devuelvan la coparticipación. La Anses hace casi dos años que no nos envía un peso”, aseguró el mandatario provincial.

Aunque De la Sota se mostró renuente a hablar sobre la medida cautelar que la Provincia presentó ante la Corte, para que le exija a la Nación desembolsar al menos una parte de los 1.040 millones de pesos de deuda acumulada sólo en 2011, otros funcionarios delasotistas se muestran optimistas. Están convencidos de que, antes de fin de año, el máximo tribunal se expedirá sobre este recurso.

En la cautelar, la administración delasotista argumentó que, ante la decisión de la Anses de no enviar fondos para sostener el déficit de la Caja de Jubilaciones, la Provincia se vio obligada a desviar fondos de su presupuesto para seguir pagándoles a los pasivos cordobeses.

En el Centro Cívico hay “fundadas” expectativas de que la Corte le ordene a la Anses desembolsar al menos 500 millones de pesos, para que la Provincia no tenga inconvenientes para seguir cumpliendo con los 92 mil jubilados provinciales.

Si el alto tribunal obliga a la Anses a girar estos 500 millones, será la misma cifra que el Gobierno provincial tiene previsto recaudar el año próximo por la tasa vial, ahora discutida por los funcionarios kirchneristas.

En la planta de Renault, ante la ministra de Industria de la Nación, o el martes por la noche, aquí, frente a un millar de empresarios locales, no importa la geografía o el auditorio, De la Sota sigue marcando diferencias con el kirchnerismo.

Tampoco parece preocupado por las posibles consecuencias: la embestida contra la tasa vial, el oxígeno financiero indispensable para la administración provincial para el próximo año, o la obra de los gasoductos, cuyo arranque depende de una última firma del Banco Nación. “No me verán de rodillas”, es la frase que el mandatario provincial repitió en esta ciudad.

De la Sota admite que sus diferencias con la presidenta Cristina Fernández “son políticas”, pero minimizó su candidatura presidencial.

“Faltan tres años para las elecciones. Es una eternidad. Lo indignante es el atropello. Este Gobierno nacional fue el que más avasalló el sistema federal. Cuando digo que no peleo por pelear, es esto: no puedo permanecer inmóvil ante tanta soberbia. Otros gobernadores piensan distinto, y los respeto. Pero yo estoy convencido de que hay que defender ahora las instituciones”, dijo en la medianoche del martes, antes de festejar en esta ciudad, con su pareja Adriana Nazario, su cumpleaños número 63.

You may also like