ADMINISTRADOR BLOQUEADO

Fue en un atentado hoy con coche bomba perpetrado en Hermel, ciudad fronteriza con Siria, uno de los feudos del grupo chiíta Hizbulá.

La Cruz Roja Libanesa (CRL) dijo que entre los fallecidos habría partes de un cuerpo que podrían corresponder al supuesto atacante suicida, versión que según la agencia EFE respaldó el ministro de Sanidad, Ali Hasan el Jalil.

La CRL explicó en su comunicado que había enviado lugar del atentado, en el noroeste del país, a cincuenta médicos y personal sanitario y once ambulancias para atender a las víctimas.

El ministro del Interior libanés, Maruan Charbel, dijo que las primeras investigaciones apuntan a que el atentado fue llevado a cabo por un kamikaze.

De acuerdo a la cadena de televisión Al Yadid, el suicida llevaba adosado al cuerpo un cinturón explosivo y, además, el coche estaba cargado con material explosivo.

El atentado tuvo lugar cerca de tres oficinas bancarias y gubernamentales de Hermel, en las que provocó importantes daños materiales.

La explosión, la primera en la región de Hermel, se produjo a pocas horas de la apertura del proceso en La Haya contra los presuntos asesinos del ex primer ministro libanés Rafic Hariri, quien murió en un atentado con camión bomba en el 2005, en el que otras 22 personas perdieron la vida y 26 resultaron heridas.

En los últimos meses, Líbano ha sido escenario de frecuentes atentados, principalmente contra feudos del grupo chiíta, en castigo por su participación en los combates en Siria.

La explosión de un coche bomba el pasado 2 de enero en un bastión de Hezbollah en Beirut causó cuatro muertos y 77 heridos, seis días después de que una acción similar, pero contra los opositores al movimiento chiíta, ocasionó en esa ciudad siete muertos, entre ellos el ex ministro de economía Mohamed Chatah.

You may also like