Noti - Denuncias: (3804) - 560150

No tomará parte en un ataque internacional a Siria, afirmó su ministro de Relaciones Exteriores, Guido Westerwelle, un día después de que el Parlamento británico votara en contra de la participación del Reino Unido.

Estas declaraciones contrastan con la convicción de Francia y Estados Unidos de seguir adelante con la intervención externa.

“Una participación de este tipo no fue ni solicitada ni ofrecida por nuestra parte”, aseguró el jefe de la diplomacia alemana al ser interrogado al respecto, según un adelanto de la entrevista publicada hoy, antes de su difusión completa, mañana.

El ministro de Exteriores del gobierno conservador de la canciller Angela Merkel argumentó que la Constitución alemana y la jurisprudencia nacional establecen unas claras fronteras en este ámbito.

El camino a seguir, abundó el ministro, es lograr una “posición común” del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, algo que ha sido imposible hasta la fecha -tras más de dos años de guerra civil en Siria- por las posturas irreconciliables de, por un lado, Estados Unidos, Reino Unido y Francia y, por otro, Rusia y China.

Además, Westerwelle destacó que Berlín espera que “el trabajo de los inspectores de las Naciones Unidas concluya lo más rápido posible”, para avanzar sobre hechos contrastados.

El gobierno alemán trabaja, como muestran sus intensos contactos internacionales de las últimas 48 horas, para que la comunidad internacional dé una “respuesta clara” al presunto ataque con gas venenoso cometido por el gobierno sirio el 21 de agosto, reiteró hoy en rueda de prensa el vocero del Ejecutivo, Steffen Seibert.

La comunidad internacional debe mantener una “postura clara” ante un “delito que no puede quedar sin consecuencias” y que con “muchas probabilidades” fue orquestado por miembros del gobierno del presidente Bashar Al Assad, según el portavoz

You may also like