Noti - Denuncias: (3804) - 560150

El jefe de Gabinete advirtió acerca de la necesidad de respetar la independencia de poderes. Y afirmó que el Gobierno cordobés no cumplió con los pasos formales para pedir ayuda.

El Jefe de Gabinete de ministros de la Nación, Jorge Capitanich, se mostró este jueves extrañado por la acordada de la Corte Suprema de Justicia para convocarlo a una reunión el próximo 10 de diciembre.

Aunque aseguró que por el momento no recibió “ninguna nota de carácter formal” dijo no tener ningún inconveniente en entablar un diálogo con el máximo tribunal de la Argentina aunque advirtió que este tipo de encuentros no está estipulado en la Constitución Nacional y pidió estar atentos para no vulnerar la independencia de poderes.

“Tenemos una perspectiva de dialogar con todos los sectores del Estado” afirmó Capitanich en su habitual encuentro con periodistas en Casa Rosada que en esta oportunidad se dio en dos partes y la etapa para las preguntas llegó recién cerca de las 17.

“Observamos de un modo extraño una acordada para esta convocatoria” admitió el jefe de Gabinete y siguió: “entiendo que es una injerencia de otro poder del Estado, tenemos que tener el equilibrio necesario para garantizar la división de poderes”.

Capitanich indicó además que cuando llegue la convocatoria formal, recién en ese momento “vamos a ver que hacemos”. “Con muchísimo gusto estamos dispuestos a tener un intercambio con los otros poderes del Estado” concluyó.

Dos semanas atrás, la Corte Suprema de Justicia abrió la polémica al reclamar al gobierno nacional que arbitre todos los recursos que sean necesarios para reforzar la lucha contra el narcotráfico.

Poco antes de abrir espacio a las preguntas de los periodistas el jefe de Gabinete salió al cruce, una vez más, de las declaraciones del gobernador de la provincia de Córdoba, José Manuel De la Sota, y dio cuenta de los aspectos formales para requerir la intervención de fuerzas de seguridad de orden federal en territorio provincial.

En ese sentido destacó que “sin requerimiento del gobierno provincial no podrán ser empleadas las fuerzas de seguridad federales”. Advirtió que “la seguridad pública es una facultad no delegada de las provincias al gobierno nacional y hay un procedimiento que tenemos que acatar en el marco de la ley” y reclamó: “tenemos que respetar las responsabilidades emergentes de la función pública, existe un protocolo que respetar”.

Capitanich ratificó además que el próximo martes a las 9 recibirá en Casa Rosada al gobernador de la Sota y lo propio hará el jueves con el gobernador de la provincia Santa Cruz,Daniel Peralta.

You may also like